Inteligencia emocional y social

Inteligencia emocional y social pdf

La inteligencia emocional y social (IES) se ha convertido en un tema de conversación clave en el transcurso de los últimos años. Sin embargo, el concepto no es nuevo. De hecho, las bases de la teoría moderna se establecieron hace más de 30 años y

de la teoría moderna se sentaron hace más de 30 años y fueron definidas adecuadamente por varias figuras notables de la psicología hace más de dos décadas.  En este artículo, hablaremos de las diversas teorías en las que se basa la ESI, así como de su impacto en los procedimientos de gestión y en la creación de relaciones.

“La inteligencia emocional es la capacidad de percibir las emociones, de acceder y generar emociones para ayudar al pensamiento, de comprender las emociones y el conocimiento emocional, y de regular reflexivamente las emociones para promover el crecimiento emocional e intelectual”.

Aunque todos estos procesos y habilidades están interconectados, sugieren que quizá exista una jerarquía y que los niveles superiores, como la regulación (en la que las emociones y el pensamiento están interconectados), requieren un mayor nivel de inteligencia emocional que el

Mayer et al. también desarrollaron una prueba -el Test de Inteligencia Emocional de Mayor-Salovey-Caruso (MSCEIT)- que mide la capacidad en cada una de las cuatro ramas/habilidades utilizando dos pruebas para cuantificar la ESI general.

->  Ciencia de la tierra

Inteligencia emocional

Las habilidades de inteligencia emocional son capacidades que le permiten comprender y gestionar sus emociones. Estas habilidades están relacionadas con una serie de beneficios, como el rendimiento académico, la capacidad de tomar decisiones y el éxito general en la vida. Algunos expertos han sugerido que la inteligencia emocional, o EQ, podría ser incluso más importante que el CI.

La inteligencia emocional se define como la capacidad de reconocer, gestionar y comprender las emociones. Esto incluye la capacidad de reconocer e interpretar las propias emociones y las de otras personas.

La autoconciencia, o la capacidad de reconocer y comprender las propias emociones, es una habilidad fundamental de la inteligencia emocional. Sin embargo, más allá de reconocer las propias emociones, hay que ser consciente del efecto de tus acciones, estados de ánimo y emociones en otras personas.

Para ser consciente de uno mismo, hay que ser capaz de controlar las propias emociones, reconocer las diferentes reacciones emocionales e identificar correctamente cada emoción en particular. Los individuos con conciencia de sí mismos también reconocen las relaciones entre las cosas que sienten y cómo se comportan.

Inteligencia emocional extrema

Independientemente de los círculos virtuales en los que me encuentre, que van desde los grupos de LinkedIn y Lives hasta los seminarios web y las salas de Clubhouse, hay una cosa muy clara: nuestra energía y tono de voz nos presentan a cada uno de nosotros incluso antes de que tengamos la oportunidad de compartir nuestro perfil completo, foto o vídeo.

->  Fundamentos de google ads

La Inteligencia Emocional, o cociente emocional, es la capacidad de una persona para reconocer sus emociones y sentimientos, tanto los propios como los de los demás. La Inteligencia Emocional se desarrolla experimentando, comprendiendo y etiquetando diferentes sentimientos. También implica utilizar la información emocional para guiar el pensamiento y el comportamiento. La clave es ajustar nuestras emociones para adaptarnos al entorno en el que nos encontramos en cada momento, como se refleja diariamente en nuestros comportamientos.

Las complejidades empresariales y organizativas a las que nos enfrentamos actualmente nos diferencian de los demás, especialmente de otros líderes, de forma casi instantánea. Los líderes que han descuidado el trabajo sobre sí mismos o el desarrollo de su Inteligencia Emocional tienen ahora dificultades en múltiples niveles, tanto en su vida personal como profesional.

Liderazgo con inteligencia emocional

La inteligencia emocional es la capacidad de reconocer nuestros propios sentimientos y los de los demás, y de gestionar eficazmente las emociones en nosotros mismos y en nuestras relaciones. Se trata de mucho más que de tener empatía o ser “sensible”, lo cual es un error común sobre la IE.

Las Competencias de Liderazgo de la Inteligencia Emocional y Social son cada una de ellas una capacidad aprendida, basada en la Inteligencia Emocional, que contribuye a un rendimiento eficaz en el trabajo, y a menudo también a una mayor satisfacción en la vida.

->  How to write a blog

Dentro de cada uno de estos cuatro dominios anidan las competencias aprendidas basadas en la capacidad subyacente que hace que las personas tengan un rendimiento excepcional en el trabajo. Son habilidades que pueden desarrollarse, al igual que se puede mejorar cualquier cosa que se practique con regularidad.

Richard Boyatzis, profesor de negocios de la Case Western Reserve University, y Daniel Goleman analizaron la gama de competencias que las empresas identificaban en sus líderes más destacados. Las redujeron a doce competencias genéricas que encarnan el núcleo de las capacidades distintivas de los líderes de organizaciones de un amplio espectro de sectores.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad